miércoles, 15 de septiembre de 2010

Activa tu Inteligencia Emocional



Es importante lo que piensas pero es mas
importante como te sientes.

Es importante ser inteligente pero es mas
importante ser feliz.

Las emociones son un mecanismo de supervivencia
que han ayudado a la evolucion de la especie
humana. Existen emociones fuertes y repentinas
que resulta dificil controlar, pero las emociones
que se basan en sentimientos o procesos de
pensamiento, tales como (el rencor, la ansiedad,
la tristeza, etc.) pueden ser controladas y
cambiadas.

La inteligencia ilumina el camino a seguir pero
es la emocion ¡La que impulsa a la accion!

¿Te das cuenta amig@?
¡El AMOR activa la inteligencia emocional!

Es impresionante la facilidad con la cual las
personas aprenden aquello que aman. Se cree que
el 90 % de todas las cosas grandes que se han
realizado en el mundo se deben a la inspiracion
generada por la inteligencia emocional y el 10% a
la inteligencia racional, la cual se encarga de
organizar en forma logica el producto de la
inspiracion.

¡Esta es la clave para Triunfar!

Hoy sabemos que las emociones siempre han
determinando la direccion de todas nuestras
decisiones, incluso de aquellas que aparentan ser
puramente racionales.

Muchas personas intelectualmente brillantes,
logran poco o nada en la vida, mientras que,
personas dotadas de una inteligencia promedio,
han llegado muy lejos.

¿Por que?

Justamente, esto se debe a

¡La Inteligencia Emocional!

La inteligencia emocional es la capacidad de
sentir, de entender, de guiar el pensamiento de
forma inteligente, de controlar y modificar los
estados animicos en si mismo y en los demas.

Es enfrentar con exito las presiones de la vida,
saber actuar con determinacion y firmeza cuando
se trate de defender posiciones fundamentales.



Cuando trabajas, eres como una flauta a traves de cuyo corazon

el susurro de las horas se convierte en musica. Y que es trabajar con amor?

Es tejer una tela con hilos sacados de tu corazon, como si tu amado fuese

a vestirse con esa tela...... Khalil Gibran.